LAS ETAPAS DEL AMOR

¿Tienes pareja? ¿Sabrías decir en qué fase o etapa estas?

Las relaciones cambian y evolucionan, podemos decir que atraviesan diferentes etapas, aunque no siempre son las mismas ni con los mismos intervalos.

Lo importante es ser conscientes de estos cambios y asumir que ese amor romántico que nos venden en multitud de ocasiones no es tan real.

Un resumen de las fases:

El enamoramiento:

Es la etapa rosa y apasionante en que una pareja se siente fuertemente atraída y fascinada mutuamente. Estas sensaciones son tan fuertes y placenteras que muchas parejas creen que este es el AMOR.

Sin embargo, la atracción que une a los enamorados no es más que el efecto de unas sustancias llamadas feromonas que, además de alterar nuestros sentidos y hacernos sentir gran goce y pasión ante el más mínimo contacto con la otra persona, nos hace creer que con nadie podríamos ser tan felices.

Por eso los enamorados no ven los defectos de su pareja e incluso dudan que pueda tenerlos. Todo parece perfecto.

Estas sensaciones son además pasajeras pues el efecto de las feromonas dura máximo 3 años.

 

Etapa Romántica o del “Te-Quiero”

En la etapa romántica la pareja empieza a compartir más y por tanto a conocerse mejor. Al ir entrando en el mundo de la otra persona, de sus gustos, de sus ideas, de sus características, de sus habilidades… empiezan a aparecer las cosas que realmente nos atraen de ella. Se empieza a disfrutar de lo que la persona es, y no únicamente de lo que esa persona causa en mí.

Ya podemos ver algunos defectos,  pero también puede haber todavía mucha fantasía o idealización (amo los sueños que el otro despierta en mi). Por eso es importante recordar que apenas se está comenzando el conocimiento de la otra persona.

         

El Amor:

El amor no es el arrebato ciego y apasionado de los enamorados. Tampoco es la idealización rosa de los románticos. El amor es la unión estrecha, la confianza profunda y el deseo de buscar en todo el bien de la otra persona. Este sentimiento surge cuando se conoce a la pareja y se es feliz con lo que se sabe ella.

 

En muchas relaciones de pareja puede ser difícil aceptar el cambio de fases y puede provocar problemas con reproches mutuos, esperando recuperar las emociones y los comportamientos típicos de fases anteriores.

Es importante asumir los cambios y adaptarnos a ellos, que no quiere decir resignarnos al amor.

En tu mano esta aprovechar lo positivo de cada fase para seguir construyendo en tu relación.

¿Ya sabes en qué fase estás?

etapas amor